Los secretos de la estrategia de inversión de cartera permanente

El mundo de las inversiones es amplio, diverso y, en muchas ocasiones, complicado. En él encontramos una multiplicidad de estrategias que buscan optimizar los retornos y reducir los riesgos. 

Una de esas filosofías, reconocida por su solidez y por ofrecer una propuesta diferenciada, es la estrategia de inversión de Cartera Permanente, hasta el punto de haberse convertido en una auténtica referencia para los pequeños inversores. 

En este post, te desvelaremos los secretos que la hacen tan especial y efectiva.

¿Nos acompañas?

¿Qué es la Cartera Permanente?

La Cartera Permanente es un tipo de cartera de inversión propuesto por el economista y escritor Harry Browne en la década de 1970. Es una estrategia de inversión que busca proteger y aumentar el capital en cualquier entorno económico. 

La estrategia de Harry Browne se centra en la diversificación, no solamente entre diferentes activos, sino también entre diferentes escenarios económicos: prosperidad, recesión, inflación y deflación. Cada uno de los cuatro activos está diseñado para prosperar en uno de estos escenarios:

  • Acciones (25%): Prosperan en tiempos de crecimiento económico.
  • Bonos de largo plazo (25%): Son más rentables en periodos de deflación.
  • Oro (25%): Es una protección contra la inflación.
  • Dinero en efectivo (25%): Es útil en tiempos de recesión, ya que ofrece liquidez y estabilidad.

Su éxito está fuera de toda duda, porque, según un estudio de Icaria Capital, que ha analizado su comportamiento entre 1973 y 2020, la cartera permanente ha obtenido una rentabilidad anualizada de un 9% con una volatilidad del 7,5%, que es la mitad que la bolsa americana.

Pero lo mejor no es su rentabilidad, sino su comportamiento en diferentes etapas de tiempo. En esos 50 años, tan solo ha sufrido 5 años de caídas, con un drawdown del -6,9% en el año 1981. Eso sí, este informe no incluye el año 2022, el peor año para la cartera permanente, que experimentó una caída del -13,95%.

Sin embargo, como se puede apreciar, la Cartera Permanente tiene una baja volatilidad, especialmente si se compara con otras estrategias mixtas que contienen acciones y activos de renta fija.

Descargar guía Aprender a invertir fácilmente

Beneficios de la cartera permanente de Harry Browne

El atractivo duradero de la Cartera Permanente radica en los múltiples beneficios que ofrece. Algunos de ellos son los siguientes:

  • Simplicidad: Una de las grandes ventajas de esta estrategia es su sencillez. A diferencia de otras estrategias de inversión que requieren un seguimiento continuo del mercado, análisis constantes y decisiones frecuentes, la Cartera Permanente se basa en una fórmula establecida que no necesita ser modificada constantemente. Una vez que se ha decidido la distribución, simplemente se realizan reequilibrios periódicos para mantener las proporciones.
  • Resistencia: la Cartera Permanente está diseñada para funcionar en cualquier escenario económico. Al tener una diversificación equilibrada entre los cuatro activos, el rendimiento de la cartera tiende a ser más estable, reduciendo la volatilidad y las caídas significativas en momentos de crisis.
  • Adaptabilidad: aunque Harry Browne propuso una distribución equitativa entre los cuatro activos, la esencia de la estrategia es la diversificación en función de diferentes escenarios económicos. Esto significa que los inversores pueden adaptar ligeramente las proporciones si consideran que hay una probabilidad mayor de cierto escenario económico en el futuro próximo.
  • Preservación del capital: la estrategia no solo busca generar retornos, sino también proteger el capital invertido. Esta combinación de rentabilidad y baja volatilidad hace que la Cartera Permanente sea especialmente atractiva para aquellos inversores que buscan una estrategia a largo plazo y que no quieren exponer todo su capital a riesgos excesivos.
  • Diversificación real: Mientras que muchas estrategias de inversión promueven la diversificación, a menudo se limitan a diferentes tipos de acciones o sectores. La Cartera Permanente va más allá, diversificando entre clases de activos completamente diferentes, lo que proporciona una protección más robusta contra los cambios en el mercado.
  • Requerimientos mínimos de conocimiento: Aunque siempre es beneficioso entender a fondo cualquier estrategia de inversión, la Cartera Permanente no exige un conocimiento profundo del mercado o habilidades analíticas avanzadas. Es una estrategia que cualquier inversor, desde el principiante hasta el más experimentado, puede implementar.

¿Cómo aplicar una filosofía como la de la Cartera Permanente?

La Cartera Permanente de Harry Browne es una muestra de que las estrategias sencillas, bien pensadas y fundamentadas, pueden resistir el paso del tiempo y seguir siendo relevantes en el cambiante mundo financiero.

Y, lo mejor de todo, está al alcance de cualquier inversor. Los gestores actuales y los roboadvisors han aprendido de esta filosofía, aplicando las mejores prácticas en sus algoritmos para lograr una cartera sólida y rentable. 

El roboadvisor inbestMe es uno de los mayores exponentes, ya que, además de seleccionar los mejores activos para cada momento económico, ofrece una elevada diversificación para aguantar cualquier coyuntura económica. 

¿A qué esperas para descubrir todos nuestros servicios? Entra en inbestMe.com y conoce todo lo que podemos hacer por ti.

Nueva llamada a la acción

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *


El periodo de verificación de reCAPTCHA ha caducado. Por favor, recarga la página.

Publicar comentario