Deportes e inversión, en general, tiene poco que ver. Salvo que muchos deportistas de élite ganan mucho dinero y tienen el reto de buscar como invertirlo de una forma razonablemente bien para poder después vivir de las rentas acumuladas en su relativamente corta carrera.

Más allá de esta circunstancia, hay ciertas analogías que se pueden hacer. Entre inversión y deporte, que nos pueden ayudar a comprender algunos aspectos muy importantes de la inversión.

¿Qué no que enseña el tenis sobre la inversión?

Una de las referencias más conocidas con los deportes e inversión, es la que hizo Charles D. Ellis en el Financial Analysts Journal, en su artículo “The Loser´s Game” publicado en el año 1975,  comparando la inversión indexada al tenis.

Es sorprendente ver escrito, un artículo de hace más de 45 años donde leemos ya desde el principio mensajes que ahora con más perspectiva entendemos mucho mejor y después de este tiempo ya no dudamos:

“Los gestores de inversión no están dando una buena rentabilidad… No están batiendo al mercado: el mercado los está batiendo.”

Más adelante nos dice

“La profesión de los gestores de inversión está basada en la premisa de que pueden vencer al mercado. Esa premisa parece ser falsa.”

En el libro”The Four Pillars of Investing: Lessons For Building A Winning Porfolio”, libro muy recomendable por cierto, William J. Bernstein hace referencia a la analogía con el tenis que hizo Charles D. Ellis y lo resume así:

“… Invertir es como el Tenis de los amateurs. La forma más común de perder un partido para los amateurs es hacer demasiados “errores no forzados“… En el Tenis entre amateurs, no se trata de intentar ganar, sino intentar no perder”.

¿Qué nos quiere decir con esto?

Esta es una lección que como tenista amateur me costó entender y que me hizo perder muchos partidos antes de ganar el primero. Es mejor pasar muchas pelotas del otro lado esperando que el otro falle que intentar hacer los mejores golpes.

Es por ello que la mejor estrategia para construir una cartera es exactamente la misma:  el nombre del juego es no perder. En palabras de Ellis,  ganar el juego de los perdedores. (“Winning the Loser’s Game”), es decir, diseñar carteras que tienen las mejores opciones de no perder.

En el artículo de Ellis, que también recomiendo leer, está lleno de referencias a otros deportes o juegos que son “juegos de perdedores”. Entre ellos por ejemplo el golf: la forma de no perder es hacer menos golpes malos.

También hace alusión a la guerra, juego de perdedores por excelencia (Como dijo el general Patton: «Deja que el otro pobre y tonto; bastardo pierda la vida por su país»). Los juegos de perdedores más evidentes son las apuestas. De esto hablamos un poco a continuación.

No somos expertos en guerra ni mucho menos. Pero entendemos que Patton quiso decir con esto que es mejor hacer una estrategia para sobrevivir antes que intentar vencer.

Descargar 4 preguntas antes de invertir

¿Qué tienen que ver las carreras de caballos con la indexación?

En otro post ya hablamos hace un tiempo de ¿Qué tiene que ver la bolsa con las carreras de caballos? Algunos pueden pensar que los expertos pueden adivinar qué caballo va a ganar, analizando su historia y el jinete que lo monta.

Esto es lo que creen los gestores activos intentando seleccionar las mejores empresas para batir los índices. Pero en realidad, tanto la selección del caballo ganador como de las mejores empresas fracasa en el 95% de las veces.  

La realidad es que sería más fácil apostar por el caballo promedio, o por todos los caballos a la vez (esto es lo que hacen los índices).

Así nos aseguraríamos obtener siempre la recompensa del caballo promedio aquel que nunca llega el primero, pero nunca se cae y siempre acaba las carreras en las primeras posiciones.

¿Qué tiene que ver el fútbol con la inversión?

Para ver que hay más analogías que se pueden hacer con el deporte, hace un tiempo escribimos ¿Qué tiene que ver el futbol con la inversión?

Vimos como se puede construir carteras para no perder, igual que se puede no perder la categoría construyendo un bloque defensivo, o, por lo contrario, construir carteras para obtener la máxima rentabilidad, tal como lo hacen los equipos de élite intentando acabar los primeros en las divisiones de élite con los mejores goleadores y yendo siempre a ganar.

También vimos como la construcción de una cartera es parecido a construir una buena alineación y combinar muy bien jugadores defensivos (los bonos) con jugadores ofensivos (acciones).

Ahora que ya sabes que tiene que ver los deportes con la inversión, esperamos que estas analogías deportivas te ayuden a invertir mejor.

Descubrir plan de inversión

Escriba un comentario