Junio de 2019 ha sido un mes con un fuerte rebote en los mercados. El MSCI World aumentó un 5,9% y el mercado está un 23% más alto desde el mínimo de diciembre de 2018, pero solo un 3% más alto que en enero de 2018. Aunque los mercados de renta variable, en general, no se han movido mucho durante los últimos 18 meses, en los últimos meses sí ha habido una gran volatilidad.

Los bancos centrales listos para más estímulos
El principal desencadenante del rebote fue el hecho de que tanto el Banco Central Europeo como la Reserva Federal dejaron claro que están listos para reiniciar su estímulo monetario al reducir los tipos de interés y / o reiniciar sus programas de compra. Estas declaraciones supusieron un marcado contraste con las expectativas de los inversores sobre una posible normalización de las políticas monetarias.

Pueden seguir las políticas monetarias atípicas
El presidente Draghi dijo que “siguen formando parte de nuestras herramientas más recortes en los tipos de interés y medidas de mitigación para contener cualquier efecto secundario». Veremos cómo el próximo jefe del BCE manejará este problema, pero está claro que, partiendo de tipos de interés ya negativos, esto representa un shock frente a todas las políticas monetarias anteriores.

La FED dispuesta a bajar tipos
Después de las declaraciones de Draghi, también la FED dejó claro que está lista para bajar los tipos de interés para sostener la expansión, a pesar de que el desempleo en los EE.UU. se encuentra en el nivel más bajo en 30 años. Ahora el mercado espera una reducción del 0,75% en los intereses oficiales en los EE.UU., antes de finales de 2019 (se esperaban intereses más altos a principios de 2019).

El oro brilla
El oro brilló durante el mes, ya que los tipos de interés se vieron empujados aún más bajos por la expectativa de nuevos recortes. A medida que los tipos de interés disminuyen, el “costo de oportunidad” de poseer oro disminuye. Como el oro no paga ningún dividendo, el costo de oportunidad se puede considerar como el rendimiento que se pierde al comprar oro en lugar de obtener dividendos o activos que pagan intereses. Dado que el rendimiento de otros activos seguros, como los bonos del Tesoro es muy bajo (13 billones de USD en bonos en todo el mundo se negocian con un rendimiento negativo), el atractivo del oro aumenta en relación a este acontecimiento.

Pesimismo de los inversores
La característica principal de este rebote es que los inversores aún son muy pesimistas. Generalmente, cuando el mercado está en su punto más alto, los inversionistas se vuelven eufóricos, pero esto no está sucediendo esta vez. El porcentaje de inversores positivos está constantemente por debajo de su promedio histórico. Los inversores «odian» este hecho. Por lo general, el sentimiento del inversor se interpreta en lo que se denomina una forma «contraria». Cuando se vuelven demasiado optimistas, el mercado se considera peligroso, mientras que cuando son demasiado pesimistas, generalmente el mercado sube.

Tregua en las conversaciones comerciales
Al final del mes, Estados Unidos y China anunciaron que reanudarán las conversaciones comerciales que habían interrumpido en mayo. El mercado lo leyó positivamente, pero probablemente deberíamos esperar muchas más paradas en las conversaciones, ya que ambos países valoran si es mejor llegar a un acuerdo para obtener los mejores beneficios políticos y económicos.

Lanzamiento de Libra
Otra noticia que creemos que podría tener un efecto duradero en el sistema es la introducción por parte de Facebook de su criptomoneda, Libra. Dada la penetración global masiva de Facebook (2.700 millones de personas entre FB, Whatsapp e Instagram) también en áreas que no cuentan con el sistema bancario tradicional, no es difícil ver el enorme efecto que esto podría tener en el sistema de pago global y potencialmente en los mercados y el sistema financiero.

Aunque nuestra filosofía de inversión es a largo plazo, seguimos pendientes de la evolución de los mercados para detectar posibles cambios que vayan a perdurar en el tiempo y puedan afectar la composición/distribución de nuestras carteras inbestMe Strategic y, en el caso de nuestras carteras inbestMe Dynamic, tomar las mejores decisiones que protejan las carteras de grandes correcciones.

 

 

Tags: