En el 2018 inbestMe fue el primer Robo Advisor en España y de los primeros en Europa en lanzar una cartera de gestión indexada ISR (inversión socialmente responsable).  Nuestra apuesta por la ISR es total y en junio del 2020, ampliamos la oferta ISR a nuestras carteras de fondos indexados.

Ahora dos años después, hacemos un paso más siguiendo esta apuesta y convertimos nuestras carteras ETFs ISR en aún más sostenibles. Seguimos con nuestro compromiso de ofrecer la máxima personalización dentro de nuestras carteras acercando diferentes temáticas.

Por tanto, siguiendo con nuestra voluntad y compromiso en colaborar con hacer un mundo mejor, y dar un servicio aún más cercano a los inversores con fuertes valores ESG, nuestras carteras hacen un salto cualitativo hacia la sostenibilidad.

Desde que empezamos con nuestras carteras ISR, la sociedad se ha concienciado aún más sobre, por ejemplo, los riesgos del cambio climático y que la inversión no puede ser ajena a la sostenibilidad de nuestra sociedad, de nuestra economía y del único planeta del que dispone de momento la humanidad.

Por ello, nuestro compromiso es de ir evolucionando nuestras carteras ISR lo más que podamos hacia la sostenibilidad. Adicionalmente, las rentabilidades históricas de nuestras carteras ISR (ver más abajo) han demostrado que se puede invertir de forma responsable sin renunciar a la rentabilidad.

¿Cuál es el objetivo de nuestras carteras ETFs ISR 100% sostenibles?

En otras ocasiones hemos hablado no solo de inversión socialmente responsable sino también hemos estado atentos al concepto, de la inversión sostenible y a su evolución.

Desde la creación de nuestras carteras ISR de ETFs nos propusimos seguir investigando en cómo seguir evolucionando nuestra cartera ISR hacia la máxima sostenibilidad.

Esa actitud implica ir un paso más allá, y acercarse a la inversión responsable desde un punto de vista más comprometido, flexibilizando parte de nuestra metodología de inversión, para combinar al límite los valores ESG, los nuevos ETFs que han ido saliendo, la eficiencia intrínseca de nuestras carteras en términos de bajos costes, diversificación, control del riesgo financiero, de divisa y manteniendo un alto grado de personalización (10 perfiles de riesgo).

El reto fue cómo ir avanzando hacia la máxima sostenibilidad, añadiendo más niveles de filtro ESG e incluso incluyendo inversión de impacto, sin perder o incluso ganando eficiencia en la propuesta de inversión.

El objetivo es ofrecer carteras ISR 100% sostenibles con la máxima eficiencia.

Esto se ha conseguido:

  • Combinando ETFs europeos con ETFs americanos en los casos que se exija alcanzar un alto grado de sostenibilidad. En inbestMe tenemos la posibilidad de usar ETFs americanos, (restringidos ahora mismo para particulares) por ser un gestor profesional bajo mandatos de gestión delegada. Aun así priorizamos en las carteras europeas los ETFs UCITS.
  • Considerando nuevas clases de activos con sesgo ESG/ISR que han ido tomando peso en estos últimos años gracias a la mayor preocupación de los inversores por estos aspectos.
  • Introduciendo inversión de impacto dirigida a cumplir algunos o varios de los Objetivos de Desarrollo Sostenible de las Naciones Unidas (ODS).

Cambios en la distribución de las carteras de ETFs ISR 100% sostenibles

En la siguiente tabla puedes observar la distribución de nuestras carteras altamente sostenibles y sus 10 perfiles disponibles (del 1 al 10):

Nueva distribución carteras ETFs ISR

A modo de resumen, los principales cambios son:

En renta fija donde la exposición a ISR era más limitada es donde hemos hecho más cambios y la distribución cambia casi totalmente y toma otro enfoque. Lo que nos ha permitido:

  1. Incorporar más renta fija corporativa ISR o ESG con diferente duración.
  2. Incorporar la categoría de bonos verdes mundiales que forma parte de la denominada deuda sostenible y que se puede considerar inversión de impacto.
  3. Además de seguir con la exposición a renta fija corporativa con filtro ESG, incorporamos también un ETF que replica el comportamiento de bancos que orientan su acción a ayudar al desarrollo de países subdesarrollados.
  4. Incorporar bonos de países emergentes con filtro ESG/ISR.

En renta variable ya teníamos una muy alta exposición a ISR cubriendo todo el mundo (Europa, EE. UU. y resto del mundo desarrollado y emergentes). Con los cambios todas las clases de activos en renta variable son ESG/ISR con la más alta puntuación (AAA o AA).

Para la renta variable de EE. UU. usamos dos ETFs uno con divisa cubierta y otro sin divisa cubierta para ayudar a mantener controlado el riesgo de divisa de las carteras. Estas renovadas carteras de ETFs ISR obtendrían la máxima puntuación (XAA++) entre todas nuestras carteras. Ver más sobre el tema de puntuación de sostenibilidad aquí.

El cambio más relevante y de más compromiso es el de añadir también inversión de impacto global, adicionalmente a los bonos verdes. Esto lo hacemos eliminando categorías que mantuvimos por mantener la diversificación, como es habitual en nuestro modelo, con clases de activos descorrelacionadas.

Para ello, eliminando exposición al sector inmobiliario y oro (clases de activo que serían discutibles en una cartera sostenible) dejamos espacio para la inversión de impacto. Así pues incorporamos hasta un 10% del índice MSCI ACWI Sustainable Impact Index a través del ETF de iShares MSCI Global Impact ETF.

Este índice nos parece muy interesante de incorporar en nuestras carteras por qué busca el doble objetivo de:

  • Seleccionar empresas con impacto positivo que obtienen la mayoría de sus ingresos de productos y servicios que abordan al menos uno de los principales desafíos sociales y ambientales del mundo, según lo identificado por los Objetivos de Desarrollo Sostenible de las Naciones Unidas con el objetivo de tener un mundo mejor en el 2030.
  • Mantener un alto scoring ESG en su operativa (se establece un mínimo por el índice que se debe superar).

Nuestras nuevas carteras inbestMe ETFs ISR, cuando sea necesario, combinarán no solo ETFs UCITS, sea en Euros o Dólares (aunque normalmente serán la mayoría UCITS en Euros), sino también ETFs domiciliados en EE. UU. para asegurar que disponemos de las mejores opciones de activos sostenibles.

Para ello hemos estado haciendo un desarrollo para preparar nuestros algoritmos y automatismos y ser capaces de gestionar diferentes divisas en una cartera ¹.

Estos cambios e incorporaciones de clases de activo puede hacer que el desempeño de nuestras carteras ETFs ISR, más sostenibles, se aparten algo más de los índices y de nuestras carteras (base) ETFs (distribución estratégica de largo plazo).

De momento, vemos que esta desviación sobre las carteras ETFs han mejorado ligeramente la rentabilidad y riesgo (medida por la desviación estándar).  

Guía de inversión ETFs

¿Qué podemos esperar de la ISR 100% sostenible?

Cuando lanzamos nuestras primeras carteras ISR ya avanzábamos que la comparación de los índices base MSCI con sus correspondientes ESG/ISR mostraban una rentabilidad y volatilidad  algo mejor para la versión ISR resultando un Sharpe ratio algo mejor. 

Recientemente hemos seguido analizando estos parámetros y se sigue observando que esta tendencia se ha reforzado en el 2020.

Una confirmación del buen comportamiento de la ISR son nuestras propias carteras, ahora mismo con una historia (combinada con un backtest) desde el 2015. Recordemos lo que reportamos de nuestras carteras ISR a cierre del 2019 viendo el gráfico siguiente:

Gráfico rentabilidad cartera ETFs ISR cierre 2019

Como lo comentamos a cierre del 2019 las carteras ISR fueron las que habían tenido un mejor comportamiento, no solo durante el 2019 sino también las TAEs desde el 2015 al 2019.

A parte de la mejor rentabilidad ya comentábamos que todos los parámetros son favorables a las carteras ISR: volatilidad algo más baja, y por tanto, Sharpe ratio más bajo, rentabilidad corregida por riesgo y sortino ratio mejores. También el máximo drawdown es casi 3 puntos porcentuales mejor. 

Los primeros backtests de las nuevas carteras ISR 100% sostenibles muestran parámetros en línea (si no mejores) que las carteras actuales.

Reducción del TER, comisión de gestión y mínimo de entrada

Además, el resultado de estos cambios implican tomar iniciativas por nuestro lado para hacer más atractivas nuestras carteras inbestMe ETFs ISR (más sostenibles):

  • Una reducción del TER de los ETFs utilizados, en promedio del 0,10%. El nuevo TER promedio de las nuevas carteras ISR es del 0,23% muy similar al de las carteras ETFs y que no dudamos en que seguirán bajando a medida que la ISR se vaya imponiendo.
  • Además, hemos decidido reducir la comisión de gestión e igualarla también con las carteras ETFs y reducirlas al 0,13%/0,45% (según volumen invertido), o sea igual que nuestras carteras inbestMe ETFs. Por lo tanto, el coste total que soportarán estas carteras oscila entre el 0,58% y el 0,88%² según volumen.
  • Finalmente, hemos decidido reducir el mínimo de entrada de estas carteras a 5.000 € para hacerlas más accesibles (antes 15.000 €)

Esto ayudará a mejorar sin duda la rentabilidad de estas carteras ya de por sí muy eficientes según vemos en el cuadro siguiente.

Informe rentabilidad nuevas carteras 100% sostenibles

Un backtest (1/1/2015 al  30/9/2020) de las nuevas carteras inbestMe ETFs ISR (más sostenibles) comparadas con las actuales, muestra que las nuevas carteras hubieran mejorado en rentabilidad y volatilidad. (Lo podemos observar en el cuadro superior adjunto.)

Sin embargo y por prudencia, conviene recordar como siempre que las rentabilidades pasadas no son una garantía de rentabilidades futuras.

Adicionalmente, vemos que una parte importante de la mejor rentabilidad se ha producido en el último año. Ya hemos hablado en otras ocasiones de la posibilidad de que la ISR sea más rentable a largo plazo.

Recordemos que en la selección de ETFs para las renovadas carteras ETFs ISR, hemos priorizado obtener la máxima puntuación en sostenibilidad (ver sección siguiente). Pero obviamente no hemos descuidado en nuestra selección criterios de diversificación y eficiencia. 

En el cuadro superior, vemos como las nuevas carteras de ETFs ISR más sostenibles hubieran obtenido una rentabilidad anualizada media (TAE) del 6%, o un 1,05% por encima del promedio de la distribución actual ISR que alcanzó un 4,95%.

Recordemos que ambas obtienen una rentabilidad en promedio superior a las rentabilidades ETFs € que en su promedio comparable alcanzaban el 4,3%.

Esto se hubiera logrado con una ligera mejora de la volatilidad y del máximo drawdown (máxima caída). La combinación de la mejor rentabilidad/volatilidad hubieran mejorado significativamente el Sharpe Ratio, la Rentabilidad Ajustada Por Volatilidad (RAPV) y el Sortino Ratio.

En los siguientes gráficos se observa la evolución histórica de 4 perfiles (Perfil 2, 4, 6 y 8) en las 3 opciones comentadas.

Evolución 4 perfiles carteras 100% sostenibles

Vemos en los gráficos cómo las nuevas carteras ISR (en azul oscuro en los gráficos) obtienen, en todos los perfiles una rentabilidad mejor (muestra con los perfiles 2, 4, 6 y 8). Esta mayor rentabilidad aunque es general, se observa en mayor grado en los perfiles más bajos.

Eso sí, hay que alertar que las nuevas carteras ETFs ISR no están tan correlacionadas (0,83) y se desvían un poco más de lo que lo hacen nuestras carteras ETFs (0,89) respecto al MSCI World. Esta desviación (en positivo además) estamos seguros de que no será un inconveniente para los inversores que buscan más sostenibilidad sino todo lo contrario.

Nueva reducción de comisiones y costes

Además de hacer 100% sostenibles nuestras nuevas carteras de ETFs ISR, estos cambios implican:

  • Reducción del TER promedio de las nuevas carteras ISR es del 0,23% (-0,10%). Muy similar al de las carteras ETFs y que sin duda seguirán bajando a medida que la ISR se vaya imponiendo.
  • Reducción de la comisión de gestión al 0,13%/0,45% (según volumen invertido). Ahora tienen el mismo coste que nuestras carteras inbestMe ETFs. Por lo tanto el coste total que soportarán estas carteras oscila entre el 0,58% y el 0,88%² según volumen.

Esto ayudará a mejorar sin duda la rentabilidad de estas carteras ya de por sí muy eficientes.

Reducción del mínimo de entrada a 5.000 €

Hemos decidido reducir el mínimo de entrada de estas carteras a 5.000 € igual que nuestras carteras ETFs poniéndolas al alcance de más inversores preocupados por la sostenibilidad.

Puntuación Scoring ESG

Una de las indicaciones del grado de sostenibilidad de las carteras de inversión es medirlas según la puntuación (rating o scoring ESG). Para medir esta puntuación ESG utilizamos la herramienta de MSCI para medir cada fondo y después obtener una puntuación ponderada.

A continuación mostramos la puntuación de los ETFs que usamos, tanto su puntuación individual como la ponderada. 

Puntuación Scoring ESG carteras 100% sostenibles

Nuestras carteras inbestMe ETFs ISR obtienen la mayor puntuación ESG de nuestras carteras con AA, que equivaldría a una nota de 9 sobre 10. Usando nuestra nomenclatura interna obtendrían también la más alta puntuación de sostenibilidad de nuestra oferta de carteras, XAA++ (x de exclusión de industrias controvertidas, AA es el grado ESG, y ++ alto nivel de inversión de impacto).

Todo esto hace que nuestras carteras inbestMe ETFs ISR (ahora más sostenibles) sean una excelente opción para muchos inversores comprometidos con la sostenibilidad y tener un impacto positivo en la sociedad, sin renunciar a la rentabilidad.

ISR en Fondos Indexados

En inbestMe también ofrecemos nuestros Fondos Indexados ISR (socialmente responsables) a partir de 1.000 €. Con ello conseguimos profundizar, aún más, con la personalización para todos nuestros clientes que prefieren gestionar sus ahorros siguiendo sus valores.

Como muchas veces hemos hablado, seguir tus valores no significa renunciar a la rentabilidad. Tal y como hemos visto anteriormente con las carteras ETFs ISR, las carteras de Fondos Indexados ISR también obtienen el mismo rendimiento (o incluso mejor) que las carteras sin ISR.

Carteras de ETFs


¹ inbestMe ya contempla carteras en divisas € o $ y el poder enviar hasta 22 divisas diferentes sin coste alguno. Ahora, si es necesario, en una cartera en € podrá existir (aunque normalmente será excepcional) ETFs domiciliados en EEUU en $ o incluso UCITs en $ si el comité de inversión lo considera necesario para asegurar la consecución de los objetivos principales de la cartera.

² El 0,88% es el total sumando la comisión de gestión que cobra inbestMe (IVA incluido) el 0,20% que cobrar IB y el 0,23% que es el coste implícito de los ETFs que usamos para formar las carteras.

Escriba un comentario